© Fundación Murciélagos Argentinos y sus Ambientes

Por Silvia Strasser

 

  1. Acerco lentamente una caja de cartón y lo tapo con ella
  2. Paso un cartón por debajo de la caja para que el murci quede adentro
  3. Le pongo un trozo de remera vieja para que se esconda y una tapa bajita con agua para que se hidrate y descanse
  4. Espero la noche
  5. Saco la caja con murci al balcón
  6. La pongo de lado lentamente
  7. Espero… espero… espero que se vaya solito cuando está tranquilo y seguro!
    1. Si tenes dudas enviá un texto al WhatsApp de los referentes con foto o video y esperá.